Debate en torno a la transmisión en vivo de formalización en Caso Penta

caso penta

En la sección de Reportajes de  El Mercurio del día 8 de marzo, Genaro Arriagada, José Antonio Viera-Gallo y Sergio Urrejola analizan el actual panorama político en relación a los casos que instalaron en la agenda nacional el tema de la relación entre política y empresas, corrupción y mecanismos de transparencia.

Como Observatorio nos parece interesante el debate  en relación al tratamiento que se dio por parte de los canales de televisión a la formalización  de los imputados  en el llamado Caso Penta, el cual fue transmitido en directo durante los 3 días, lo que tenía a gran parte de las audiencias pendiente de la resolución final del juez sobre si dictar o no medidas cautelares contra los formalizados.

Para Urrejola, el mostrar públicamente las formalizaciones produce un ambiente de juicio público entre las audiencias y la ciudadanía que altera la presunción de inocencia, base de nuestro sistema penal. Además, considera complejo que los públicos se formen opiniones sin tener cabal conocimiento del caso ni de cómo funciona el sistema penal ni las leyes relacionadas al caso. Arriagada coincide en que la transmisión en directo  del juicio lo transformó en un show televisivo que no corresponde ni para el caso de personajes como Délano y Lavín, y menos en los muchos casos de detenciones de personas anónimas que son transmitidos por la prensa constantemente.

Viera-Gallo, por otra parte, cree que es bueno que no exista “oscurantismo” en juicios de interés público como el caso de Leopoldo López en Venezuela y destaca de la publicidad del Caso Penta  el interés por seguir un juicio que significó un proceso de sanación para la sociedad chilena con respecto de la sensación de que quienes están en el poder no enfrentan a la justicia.

Como observatorio consideramos muy interesante el debate. Coincidimos con Viera-Gallo que en este caso el interés de las audiencias justifica la transmisión, la cual es preferible a un juicio secreto o sólo informado a través de los representantes de las partes o medios formales o informales  que pueden tener algún interés en el tema.

Por otra parte y en relación al nivel de conocimiento de las audiencias de nuestro sistema penal,  parece fundamental retomar la iniciativa que tuvo Fucatel hace unos años de poner en el centro de las necesidades sociales un mayor conocimiento de nuestros sistema penal y judicial con el objetivo que cualquier persona interesada en  procedimientos judiciales como el Caso Penta pueda seguirlo sin mayores dificultades. Tal como hemos sostenido en ocasiones anteriores, para esto es fundamental el compromiso de todos los sectores involucrados y en particular los medios de comunicación masivos, quienes han manifestado interés. Sólo falta una coordinación entre los actores  y voluntad política para avanzar en este tema.

Compartimos a continuación el reportaje de El Mercurio aquí

 

 

 

 

.