La importancia del relato ciudadano en los medios

42-18121406OBSERVATORIO / El segundo Coloquio sobre Políticas de Comunicación se produjo el pasado 4 de noviembre en la sede de la Fundación Friedrich Ebert en Chile. El exponente central fue el colombiano Omar Rincón, periodista, investigador de la universidad Javeriana de Colombia y crítico de TV, quien hizo una revisión de los principales dilemas que  enfrentan los medios de comunicación de hoy en su relación con la ciudadanía. Rincón plantea la necesidad de renovar las políticas de comunicación, considerando los grandes cambios tecnológicos de las últimas décadas, las redes sociales, la pérdida por parte de los periodistas del monopolio del quehacer comunicacional  y la relación cada vez más incestuosa entre la política y los medios, entre otros factores.

El académico colombiano percibe, también, un cambio de actitud en los ciudadanos que, mayoritariamente, han dejado de sentir que necesitan estar informados para participar en sociedad. Propone, por lo mismo, reivindicar “los relatos de la ciudadanía” como una forma de promover el derecho a la comunicación en nuestros países.

Periodistas desechables

“Desde el punto de vista tecnológico, todos podemos ser periodistas, todos podemos hablar de lo que se nos dé la gana y,además, están las redes sociales donde dialogamos sin conversar, sin encontrarnos”, plantea Omar Rincón a modo de ejemplo, de los profundos cambios comunicacionales que han experimentado nuestras sociedades en las décadas recientes. El monopolio de los productos comunicativos ya no sería de los periodistas, ni de los medios tradicionales y se imponen los tele-presidentes: “estamos asistiendo a un Estado comunicador, donde los gobiernos más que gobernar, comunican y es así como terminan los mandatos con mayores o menores porcentajes de rating”.

Dentro de este juego se traspasa la responsabilidad política a los medios, pero esto genera, según Rincón, un serio problema: “los medios son pésimos opositores ya que los periodistas son mejores contando historias que participando en las lides de la política contingente”. En consecuencia, buscando sintonía, los políticos y los medios se mueven más en la lógica melodramática que en la racional: “los actuales presidentes no cumplen con  reglas de oro de los antiguos políticos, como ser buenos oradores, pero en compensación , son muy divertidos, muy auténticos y tienen hasta una moda propia”.

Otro aspecto a considerar, plantea el director de TV y autor de numerosos textos especializados en comunicación social, es la decadencia del periodismo, bajo la creencia de muchos comunicadores de que no hay que investigar para informar: “no se contextualiza la información ni se consulta una variedad de medios ni de fuentes: hay un decir impune donde cualquiera dice lo que quiere, cuando quiere”. Por este motivo el experto colombiano quiso dar un consejo a los periodistas, inspirado en un planteamiento de su maestro, el teórico de la comunicación, semiólogo español radicado en Colombia, Martín Barbero: “el comunicador debe pensar con la propia cabeza, debe tener algo que decir y debe ganarse la escucha del otro para llegar a él con su mensaje”.

gente_conversando“Los medios y no los partidos, son los intermediarios actuales”

Posteriormente, el experto electoral del PPD y representante de ProyectAmérica,  René Jofré, comento la intervención de Omar Rincón. En primera instancia invitó a quienes reflexionan sobre temas comunicacionales  a repensar la realidad mediática, a revisar esa mirada “conspirativa de los medios contra la política» y a matizar los argumentos. Según el representante de Proyecto América, el panorama que existe en el país en términos de pluralidad es muy diferente en la prensa escrita, en el ámbito radial o en la TV, por tanto, cualquier análisis serio pasa por hacer distinciones al respecto.

Jofré pasó revista a algunos cambios significativos de los últimos tiempos en la relación entre comunicación y política: “antiguamente los políticos contaban básicamente con las audiencias reunidas en los espacios públicos, en cambio ahora sin mayores intermediaciones, a través de la TV pueden llegar con su mensaje a conjuntos masivos de personas”. Estamos, de acuerdo a lo planteado por Jofré, ante el reemplazo de los partidos políticos por los medios, lo cual implica «oportunidades para los líderes, pero también fragilidades y precariedades».

Finalizadas las exposiciones -en el coloquio organizado por el Magister en Comunicación de la UDP, ProyectAmérica y la Fundación Friedrich Ebert- se abrió el debate en que intervinieron distintos actores de la sociedad civil, de organizaciones ciudadanas y de centros de estudio, entre los cuales estaba nuestro Observatorio. La discusión giró fundamentalmente en torno a la importancia creciente de las redes sociales, a la multiplicidad de contenidos que circulan a través de Internet y que han ido haciéndole perder hegemonía a los medios generalistas tradicionales y a las estrategias de la ciudadanía para ir usando esos espacios y disputarle el poder a los discursos dominantes que definen la pauta y la agenda de las élites políticas.