Preocupación de Fucatel por los estilos periodísticos que lesionan derechos fundamentales es compartida por expertos internacionales

Fucatel, 01 de octubre de 2017,

Fucatel ha constatado que expertos de distintos países comparten la preocupación en torno a la necesidad de generar estándares de ética periodística que avalen que la cultura de la transparencia contribuya de manera efectiva a la democracia.

Estas son las conclusiones se obtuvieron luego de presentar los resultados del sondeo realizado en el II congreso Internacional de Transparencia, realizado en Madrid, los días 27 a 29 de octubre de 2017, bajo la organización de la Facultad de  Ciencias de la Información de la Universidad Complutense.

Si bien es un sentimiento compartido que la transparencia es una buena herramienta para el control de la actividad pública y que es necesario desarrollarla y promoverla, los expertos ante los cuales se presentaron los resultados estiman que parte de la cultura de transparencia implica un periodismo responsable y respetuoso de la libertad de expresión de los sujetos de la noticia, un compromiso compartido con la sociedad civil organizada en pos de la defensa de derechos y autoridades públicas comprometidas con la democracia.

Al respecto, la representante de Perú, Dra. Maura Ocaña sostuvo que lamentablemente muchas veces en pos de la transparencia se atropella el honor de las personas, con informaciones apresuradas, respecto de las cuales pocas veces se profundiza ni se constata la verdad de lo que se informa, con grave afectación al prestigio personal, muy difícilmente reparable. Al respecto, señala que a su juicio hoy en día podría incluso hablarse de una crisis ética y valórica de la profesión periodística.

El experto Marío García de Castro, representante de la entidad sin fines de lucro Ossigeno per l’informazione, junto con coincidir en las apreciaciones, cifra en la precariedad de la profesión periodística, la falta de independencia de los periodistas a la hora de informar. Al respecto, señala que tan frágil es la estabilidad laboral de los periodistas que malamente se atreven a informar hechos que vayan contra los dueños de los medios y los avisadores. Ello sin contar las veces que los periodistas son amenazados en su salud y vida por grupos delictivos.

Siendo así estima que la normativa debiera fortalecer a la profesión a través de sistemas de fuero laboral y herramientas de aseguramiento de la integridad de los periodistas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *