Canal 13 depende de la intervención divina

canal 13 11 A. L / S. B / C. A / La Nación /  Bajo rating, masiva fuga de rostros, malos resultados económicos se suman a una serie de desaciertos, que terminaron por apurar la salida de Mercedes Ducci de la estación. Mientras surgen nombres interinos, en el cuarto piso de la estación buscan dónde se gastaron los millones. Y todo queda pendiente a la voluntad de la Iglesia Católica, que desde la Santa Sede debe nominar al rector de la universidad y al arzobispo. Oremos.

La nave a la deriva que hace agua por todos lados. Tras la precipitada salida de Mercedes Ducci como directora ejecutiva de Canal 13 se esconde una grave sucesión de problemas y que incluye un déficit de $80 mil millones, que tiene a los nuevos ejecutivos de cabeza.

Según fuentes cercanas a la plana ejecutiva, durante la primera semana de enero, antes de la salida de Ducci, se instaló un auditor en el cuarto piso de Inés Matte Urrejola 0825, específicamente en el área de gestión. Su trabajo apunta a saber el destino de dichos recursos.

La crisis de la estación católica se arrastra desde hace mucho tiempo. Al interior del canal, se apunta al período de Eliana Rosas, para encontrar las raíces de la mala gestión, la que durante el período de Ducci se agudizó.

“Mercedes Ducci hizo una mala apuesta en el noticiero, se espera también que el área de comunicaciones también se renueve una vez terminado el Festival de Viña, ellos están mal evaluados”, explican las fuentes.

Para enrielar la crítica situación, el académico de la UC, Jorge Herrera, asumió como nuevo director ejecutivo. Según las mismas fuentes, todo apuntaría a que Herrera sea ratificado por el nuevo rector de la casa de estudios y ejerza al mismo tiempo, la presidencia del consejo del Canal 13, situación que debería quedar zanjada a fines de este mes.

Al bajo rating de la señal, se suma la fuga de rostros. Durante la gestión de Ducci cruzaron la vereda hacia otros canales: Benjamín Vicuña, Gonzalo Valenzuela, Mane Swett y Jorge Zabaleta. La guinda de la torta de oro fue Vivi Kreutzberger, a lo que se agrega un litigio pendiente con Raquel Argandoña.

El remolino también ha arrastrado al área dramática, cuyos principales artífices, como Verónica Saquel, también se han alejado. En su reemplazo fue designado Sebastián Freund, quien fue criticado por sus malos resultados y problemas económicos al interior del canal.

Según fuentes de Canal 13, “Feroz”, la próxima teleserie que prepara su estreno para marzo ha sido fuertemente cuestionada por Pablo Ávila, el nuevo gerente de producción. El ejecutivo “estaría molesto”, ya que considera que se trata de un proyecto que “no tiene ni pies, ni cabeza”.

“Incluso hasta el cambio de nombre de “Luna nueva” a “Feroz”, fue una idea de Ducci”, añaden.

Al interior del canal, sostienen que el sonoro fracaso de “El hormiguero” sólo fue el broche de oro para que “Meme” apurara su salida.

Sindicatos alerta

 Los rumores corren como el agua. La gente circula nerviosa ante una situación que vieron venir. En el sindicato de Canal 13, las salidas de los ejecutivos no fueron una sorpresa. El cuarto lugar entre los canales de aire hizo prever que en cualquier momento habría cambios. Hoy, y pese a que la institucionalidad realizó los enroques de turno, se habla de un ex TVN que podría asumir como director de la estación. Juan Agustín “Cucho” Vargas es una de las cartas para asumir la dirección, que hoy tiene como interino a Jorge Herrera.

“Es normal que existan ese tipo de especulaciones, y aunque no existe ningún tipo de oficialización, ese nombre (Vargas) suena más que el resto pero no para ahora”, explica una fuente sindical.

Los trabajadores creen que el mal resultado tuvo como punto cumbre el famoso “El hormiguero”. Los 30 millones de gasto y las invitaciones a Luciana Salazar y Lucila Vit molestaron una vez más al consejo de la universidad (eternos veladores de la línea editorial), que ya tenía entre ceja y ceja al programa. Vientos de cambio que soplan incluso cuando se habla de una posible venta de la estación. Al respecto, un alto ejecutivo sostiene que de “aquí a un año no, más adelante tal vez, aunque no lo encuentro pertinente”.

 Semana no santa

 A partir de los resultados del programa “El hormiguero”, Canal 13 dio inicio a un remezón que llegó a su clímax la semana pasada con la renuncia de Mercedes Ducci a la dirección ejecutiva. La siguió Pilar Bernstein, directora de prensa, Sergio Cavagnaro, gerente general, y por último una de las conductoras emblemáticas del canal, Vivi Kreutzberger.

Pese a que los proyectos paralelos del canal realizados durante la gestión de Ducci (Sonar FM, Canal 13 cable, Wow.cl, Play FM y Eventos 13) fueron evaluados positivamente en términos de rentabilidad, la salida de la ex directora ejecutiva, puso al canal en el centro de las críticas. Incluso el ex director de programación, Vasco Moulian, fue blanco por su radical propuesta de parrilla programática flexible, como uno de los factores que explicarían la crisis.

Justamente fue el mismo Moulian quien argumentó en su columna del diario La Segunda que la flexibilidad en la entrega de contenidos ha resultado favorable en otros medios y aludió a la línea editorial del 13 como un obstáculo. “Los medios tienen como objetivo ser leídos, escuchados y vistos. Lo que mueve a la televisión hoy en día es la capacidad de reacción inmediata frente a los escenarios de la competencia”, escribió.

Giro político

Los fracasos comerciales no son el único tema en el 13, ya que la renuncia de la ex directora ejecutiva, que ocupaba el cargo desde el 2007, coincidió con el término de la gestión del rector de la Universidad Católica, Pedro Pablo Rosso. De hecho, con palabras de buena crianza, la estación esgrimió éste como el principal argumento para aceptar y agradecer la salida de la “Meme”.

Ahora son tres los nombres en competencia para ser el nuevo rector de la casa de estudios. Ignacio Sánchez Díaz (director de la Escuela de Medicina); su símil de Derecho, el abogado Arturo Yrarrázaval Covarrubias; y finalmente el decano de Ciencias Económicas y Administrativas, Francisco Rosende Ramírez.

La decisión final sobre este nombramiento se tomará en el Vaticano y, según han informado las autoridades universitarias, el resultado se conocerá a fines de este mes. Sabrán en Italia algo sobre “El hormiguero”, quién sabe, pero lo que sí es seguro es que en la casa del Papa también deben nombrar al arzobispo hacia el segundo semestre. Por lo tanto, faltan meses para que salga humo blanco en Inés Matte Urrejola.